Los productos vegetales naturales se han utilizado a lo largo de la historia de la humanidad para diversos fines medicinales.

La cúrcuma es una de esas plantas que tiene una larga historia en el uso medicinal siendo usado no sólo como condimento sino también como elemento importante en distintas ceremonias religiosas. Su brillante color amarillo la hace muy atractiva y especial.

infusion de curcuma y jengibrePor su parte el jengibre fue considerada un lujo hace muchísimo tiempo. Los indios y los antiguos chinos usaban ésta raíz como un tónico para preparar alimentos comunes y desde siempre se le han reconocido sus poderes medicinales para tratamientos digestivos y cólicos.

Modo de Preparación

El té de jengibre y cúrcuma es un tipo de bebida saludable pues ambos componentes principales tienen un valor nutricional muy poderoso que incluye hierro, calcio, magnesio y cobre.

La cúrcuma es la reina de los ingredientes de éste té porque cura y previene casi todo tipo de afecciones. Ayuda a prevenir problemas cardíacos, es anti inflamatorio, y hasta se puede usar como anti depresivo. Otros ingredientes del te, el jengibre y el limón, ayudan a combatir el resfriado, la tos y el dolor de garganta y todo tipo de problemas estomacales.

Para prepararlo se necesita:

  • 1 Taza de agua caliente
  • 1 cucharadita de jengibre
  • 1 cucharadita de cúrcuma
  • 1 cucharadita de miel o limón
  • 1 cucharadita de pimienta negra
  • Si lo desea puede agregar canela

Para prepararlo coloca los ingredientes en agua caliente o hirviendo y déjalo burbujear por unos dos minutos. Retíralo del fuego y deja reposar por al menos 15 min. Sírvelo y disfruta de sus beneficios.

Nota: La cúrcuma es de un color amarillo neón bastante pegajoso, se recomienda usar guantes para no manchar la uñas. Cuanto más dejes el te en infusión más fuerte se volverá.

Propiedades

Algunos de los beneficios sorprendentes que tiene este te son:

  • Previene el cáncer. Se ha demostrado que el jengibre retarda la progresión de múltiples tipos de cáncer, específicamente los que afectan el sistema gastrointestinal.
  • Se usa para el cuidado de la piel. Para tratar afecciones específicas de acné, eczema y psoriasis. El jengibre dentro del té es un antibacteriano y antioxidante que protege la piel de las infecciones al tiempo que estimula nuevas células y retrasa los signos de envejecimiento.
  • Ayuda en la digestión pues posee fuertes propiedades antiinflamatorias que ayudan a calmar el estómago, reducen las náuseas y promueven una digestión saludable.
  • El jengibre y la cúrcuma tienen la capacidad para regular el azúcar en la sangre. Combinados son más efectivos para controlar los síntomas de la diabetes. Al mantener equilibrados los niveles de glucosa e insulina, el té previene los picos peligrosos que pueden ser trágicos para los diabéticos o para aquellos que tienen alto riesgo de desarrollar diabetes.
  • Es estimulante cerebral. Se ha encontrado que los antioxidantes presentes en estos ingredientes ayudan a prevenir enfermedades neurológicas

Write A Comment