Maguey o agave (Agave sp L.), es una planta suculenta y de crecimiento lento, oriunda de zonas áridas del continente americano, particularmente en el norte de México y sur de los Estados Unidos.

Durante su desarrollo forma una roseta en la base similar a una piña, tienen un tallo corto de donde emergen en su alrededor hojas gruesas, afiladas, carnosas y con espinas (pencas). Se reproduce por semilla, hijuelos o por rizoma.

Pertenece a la familia de las Agavaceae, las cuales tiene varios géneros, entre ellos el Agave, cuyas especies pueden producir bebidas alcohólicas de gran renombre a nivel mundial y bebidas no alcohólicas con propiedades medicinales.

Cómo prepararlo:

Para preparar este jugo, es necesario disponer de tres pedazos de hojas de maguey limpias y sin espinas, los cuales se colocan a hervir por 5 minutos, se retira el fuego y se deja reposar.

Se consume generalmente en pequeñas cantidades previo al desayuno y antes de dormir.

Se mantiene en buenas condiciones con o sin refrigeración. También puede diluirse con otros jugos previo a su ingesta.

Otra alternativa es mediante su adquisición en presentaciones comerciales, que no contienen azúcares, colorantes, preservantes ni saborizantes. En este caso, el jugo se obtiene a partir de un proceso artesanal o semi industrial, que incluye la extracción del jugo mediante la compresión de pencas limpias, desinfectadas y cocidas.   

Propiedades y beneficios 

Son muchas las propiedades y beneficios ligados al consumo del jugo de maguey, que son utilizadas por el hombre actual, para la prevención, el control y el mejoramiento de los síntomas ocasionados por ciertas enfermedades gastrointestinales, cardiovasculares y diabetes; ya que tiene propiedades depurativas, desinflamantes, laxantes y anticancerígenas.

Contribuye al mejoramiento de la gastritis y elimina las ulceras, favoreciendo de esta manera la buena digestión y las evacuaciones frecuentes. Esto último evita el estreñimiento y desinflama y desintoxica parte del tubo digestivo bajo (intestinos delgado y grueso).

Reduce los niveles de glucosa y triglicéridos en sangre, lo cual es beneficioso para todos en general, particularmente para los enfermos de diabetes.

Elimina los radicales libres, responsables de la alteración de la función normal de las células y por tanto la aparición de tumores. Esto gracias a la presencia de flavonoides dentro de su composición.

Contribuye a la desaparición de quistes en mamas y ovarios así como miomas en el útero, lo cual minimiza riesgos asociados a la posible aparición de cáncer.

Por su efecto desintoxicante, y por el control de factores ligados al envejecimiento tales como la eliminación de radicales libres, nos mantiene fresca la piel y evita la formación de manchas y arrugas.

Favorece la buena circulación sanguínea, controlando los niveles de colesterol en sangre y con ello se reducen el peligro de sufrir afecciones del corazón.

Al mejorar el funcionamiento de los riñones y por tanto favorecer la eliminación de toxinas y líquidos acumulados en el cuerpo, se reduce el peso corporal (es decir, ayuda a adelgazar), lo cual mejora la autoestima ya que nos hace vernos y sentirnos mejor.

Como favorece los procesos desinflamatorios, contribuye al buen funcionamiento de la próstata, el páncreas y el hígado. También alivia los síntomas ocasionados por la artritis.

Ayuda a la limpieza de los pulmones y con ello controla los procesos asmáticos. 

Write A Comment