infusiones saciantesSi estás buscando infusiones saciantes es porque estás intentando perder peso y adelgazar ¿verdad? ¡Pues haces bien!

La idea es muy sencilla: después de comer tómate alguna de estas infusiones y te sentirás lleno, sin apetito, por lo que no comerás más de lo debido. Sin duda es un método muy eficaz y lo mejor de todo ¡muy sano!

Vamos ya mismo con las infusiones y al final del artículo te explicamos con un poco más detalle las razones y beneficios de utilizar este tipo de métodos.

Las mejores infusiones saciantes para adelgazar

Las siguientes infusiones tienen determinadas propiedades que te dejarán con la sensación de tener el estómago lleno.

Cola de caballo

Es una de las infusiones más famosas y utilizadas para perder peso, no sólo por sus propiedades saciantes sino por otras cualidades como que es diurética.

En resumen: Irás mucho al baño y no retendrás líquidos y encima te sentirás lleno y no comerás tanto entre horas… ¡Remedio perfecto! ¿No?

Fucus

Es otra de las típicas que se suele recomendar para tomar justo después de la comida.

Tiene carotenoides, un compuesto orgánico que se usa mucho como complemento alimenticio.

Te recomendamos tomar unas 2 tazas al día; puedes añadirle un poco de miel para endulzarlo si no te gusta su sabor a secas.

Apio

El apio contiene muchas fibras y un sabor bastante peculiar que la convierte en una de las infusiones más saciantes.

Con 1 taza al día, justo después de la comida principal, será más que suficiente. Aunque si estás muy preocupado por tu peso… toma 2 al día sin problema. Eso sí, te recomendamos visitar nuestro artículo sobre el apio y sus contraindicaciones.

Menta

Tiene un sabor increíble, potente y fuerte, que unido a sus propiedades digestivas la hacen perfecta para tu cometido de subirte a la balanza y ver unos kilos menos.

Llantén

Esta planta es brutal puesto que tiene decenas de propiedades buenas para nuestra salud. Entre otras, es buena para la digestión, para el estreñimiento y es diurética.

Estas son las 5 infusiones que nosotros recomendamos y que pensamos mejor funcionan, pero hay algunas otras. Si conoces alguna que te ha ido muy bien déjanos un comentario.

Por último queremos explicar brevemente algunos consejos extra:

Consejos y recomendaciones finales

Debes saber que sentir hambre es completamente normal, es una sensación controlada por el cerebro que “se lanza” cuando determinados factores se cumplen:

  1. Por no haber comido hace tiempo, esto es obvio.
  2. Por tener estrés o ansiedad
  3. Por costumbres. Si tu cuerpo se habitúa a comer a las 13.00 y luego otra vez a las 15.00, sentirás hambre en esas horas casi de forma automática.

Por lo tanto, es importante modificar tus hábitos de vida y reducir el nerviosismo todo lo que puedas para no tener hambre a horas en las que no deberías.

Y ya para terminar algunos consejos generales para sentirte saciado rápido:

  • Beber mucho líquido (agua, zumos, infusiones…)
  • Masticar bien y comer despacio. Hay estudios que afirman que automáticamente nos sentimos saciados a los 20 minutos de empezar a comer.

Y esto es todo amigos y amigas, esperamos que os haya gustado y sido de utilidad. ¡Nos vemos por otros artículos!

Write A Comment