El té verde es una magnifica infusión con muchísimos beneficios, pero su combinación con limón potencia su sabor y sus propiedades.

Propiedades y beneficios

El té verde es una de las infusiones más consumidas y no solamente por su sabor, sino por sus propiedades antioxidantes y anticancerígenas.

te verde con limonEn su cantidad justa, tiene grandes beneficios para el sistema digestivo, ayuda a la absorción de nutrientes y a mejorar la digestión, disminuye la acumulación de grasa ayudando a bajar el colesterol, lo que protege al corazón. Ayuda a reducir el riesgo de enfermedades inflamatorias, como la artritis reduciendo la cantidad de toxinas en sangre y estimulando el sistema inmunológico.

Además, su proceso de secado al sol y no fermentación como el té negro, reduce la cantidad de teína por lo que no está contraindicado consumirlo de noche, al contrario de otras variedades que sí pueden llegar a complicar el sueño.

Cuando se agrega limón a esta infusión sus propiedades se ven realzadas. Este cítrico contiene una gran concentración de vitamina C, lo que fortalece el sistema inmunológico y ayuda a combatir resfriados y fiebres, también facilita la perdida de peso y a mejorar la digestión.

Cuando se combina el té verde con el limón, más allá del agradable sabor que se consigue, se aumenta en cinco veces las propiedades antioxidantes de la infusión.

Las catequinas del té verde, que le otorgan su propiedad anticancerígena, se conservan mejor en ambientes ácidos por lo que agregar el jugo de limón logra aumentar su concentración en la infusión. Por otro lado, ayuda a inhibir los componentes del té verde que dificultan la absorción del hierro.

Cómo consumirlo (dosis y frecuencia)

Se recomienda consumir de dos a tres tazas por día y no más de cinco y el horario para su consumo depende del beneficio que se busque.

Si se busca perder peso debe consumirse alrededor de veinte minutos después de las comidas, lo que ayudará a quemar grasas y a la fácil digestión.

Si se busca mejorar el nivel de magnesio o la absorción de vitaminas debe consumirse veinte minutos antes de las comidas, con el estómago vacío por la mañana es especialmente efectivo.

Preparación

Para consumirlo y obtener los máximos beneficios se debe tener especial cuidado con la preparación, en particular con la temperatura del agua y el tiempo de infusión. Para prepararlo correctamente se debe seguir los siguientes pasos:

  • Colocar en una taza o tetera, preferentemente de cerámica, la bolsita o tres gramos de té verde en hebras.
  • Calentar el equivalente a 200ml de agua, una taza, a 70° C sin superar dicha temperatura ya que el calor afectará considerablemente a las catequinas que otorgan las propiedades anticancerígenas al té.
  • Colocar el agua en la taza o tetera y dejar infusionar por dos o tres minutos.
  • Agregar una rodaja de limón o el jugo de medio limón.
  • Se recomienda endulzar con stevia o miel.
  • Se puede consumir caliente o frío.

También puedes hacer otras combinaciones que a nosotros nos encanta, como por ejemplo un buen té verde con jengibre. O un té verde con leche.

Al prepararlo correctamente aumentará los beneficios del consumo de esta magnífica infusión.

Write A Comment